Especial 8M: 9 mujeres maestras, 9 referentes

Celebramos un nuevo 8 de marzo con la certeza de que no será el último y de que todavía tenemos mucho camino por delante, también en el ámbito de la educación, que es el más importante y nos permite transmitir a niños y niñas, hombres y mujeres del futuro, el legado de las que lucharon por nosotras. 

Todas y todos tenemos mujeres referentes. Mujeres que nos inspiran en casa, en nuestra profesión, en la familia, la literatura, la ciencia, la cooperación… Pero, ¿quiénes son y por qué? En este 8 de marzo, también atípico, hablamos con maestras que nos dan un nombre: el de su mujer referente y nos cuentan por qué las ha marcado para siempre. 

1. Nati Bergadà

Mi mujer referente es Jane Goodall. Es una científica británica que nació el 3 de abril de 1934 en Londres. Es antropóloga, primatóloga y etóloga. Se considera una de las mayores expertas del mundo de los chimpancés, gracias a los estudios sobre las interacciones sociales y familiares de estos primates en el Parque Nacional de Gombe Stream (Tanzania). 

Jane es fundadora del Instituto Jane Goodall y miembro del comité del Proyecto de Derechos No Humanos desde su fundación en 1996. 

Y ella, ¿por qué? La Dra. Goodall se doctoró en la Universidad de Cambridge en 1965 y ha dedicado su vida al estudio de los chimpancés. Una mujer científica en una época en la que los académicos eran principalmente hombres. Jane aplicó un enfoque distinto e innovador al estudio de los chimpancés: convivió con ellos, en lugar de estudiarlos en cautividad, como se había hecho tradicionalmente. Su investigación determinó, entre otras cosas, que los chimpancés no eran vegetarianos o que su lenguaje estaba compuesto por más de 20 sonidos diferentes. Gracias a su tenacidad, en 1968 consiguió que el gobierno de Tanzania convirtiera en parque natural la Reserva de Caza de Gombe Stream, donde se puede observar la socialización de los chimpancés en libertad. Jane es una gran defensora de los derechos de los animales y conocedora de la compleja realidad africana. Luchadora, perseverante, constante, innovadora, valiente y decidida… Un auténtico referente para todas las mujeres. 

Para terminar, os dejo con una frase de Jane: “Los chimpancés viven en ambientes similares a los de los ancestros humanos. Una mejor comprensión de los valores adaptativos del comportamiento de los chimpancés nos puede aportar información valiosa sobre cómo se conformó nuestro propio comportamiento a lo largo de la evolución”. Jane Goodall (1986). 

2. Maestra Alohaleta 

En cuanto leí la pregunta de cuál era mi mujer referente lo tuve bien claro: Trini, mi madre. Y es que no solo es una referente en el ámbito familiar y personal, sino que también lo es en el ámbito laboral.

Por su sencillez y naturalidad, con la que es capaz de cuidar y apoyar a las personas que quiere. De pocos abrazos y besos pero, a su manera, es capaz de hacerte sentir la persona más querida y especial del mundo. Sufre lo que no está escrito, sobre todo cuando me marcho de viaje a la otra punta del globo, pero con la habilidad de disimularlo perfectamente, solo por seguir viéndome feliz y entusiasmada. 

Siempre con la verdad por delante, si algo no le parece bien, lo dice, con respeto, pero de una manera clara y directa. Fuerte y valiente, siempre haciéndose valer y nunca dejándose pisar por nadie. Entusiasta en su trabajo y es que, a pesar de estar cerca de la jubilación, sigue pensando, buscando y planteando actividades motivadoras para sus alumnos, como si fuera el primer día, demostrando así que otra educación es posible y que no es cuestión de edad, ¡sino de actitud!

Por todo esto y por mucho más puedo decir que mi madre es mi gran referente y que soy como soy gracias a todos los valores que ella me ha sabido transmitir. ¡Ojalá llegara a ser tan buena persona y madre como lo es ella!

3. Crea, juga i educa 

¡Hola! Yo soy Mireia Manubens, creadora del perfil d’Instagram “creajugaieduca”. Soy mamá de una pequeña de dos añitos, maestra de educación especial, de educación infantil y logopeda. Enamorada de la creatividad, apasionada de la formación continuada e ilusionada por seguir aprendiendo y creciendo tanto personal como profesionalmente. Tengo la gran suerte de dedicarme, desde hace doce años, a mi gran pasión: la educación especial.

Actualmente trabajo en una escuela de educación especial para pequeños héroes y heroínas de la primera infancia (de los cuatro meses a los seis años). He reflexionado mucho sobre qué responder ante la pregunta de cuál es mi mujer referente y la verdad es que tanto a nivel personal como familiar tengo tantas que no sería capaz de dar un nombre en concreto. 

Mis mujeres referentes son aquellas que me rodean, que luchan todos los días por un mundo mejor, más igualitario, justo y equitativo. Aquellas mujeres que piensan en crecer y en ser mejores en todos los aspectos, sin tener que pisar a nadie. Gracias, mamá, Anna, Clara, Hanna, abuela María y Pepa, Montse, amigas… Vosotras sois mis referentes y me llena de orgullo teneros a mi lado. 

En el ámbito profesional también hay mujeres que han cambiado la educación y gracias a ellas ahora creemos en una educación diferente, más igualitaria, libre, justa y respetuosa, en la que todas las niñas y niños tienen cabida. Pero si tuviera que dar un nombre, daría las gracias a Elisabeth E. Farrell, que ya luchó por los derechos de los niños con necesidades educativas especiales. Con su lucha demostró que todos los niños tienen derecho a ser educados, dando importancia a las capacidades de cada uno de ellos y no rigiéndose únicamente por el coeficiente intelectual (del que tanto se hablaba en ese momento). Gracias, Elisabeth E. Farrell, por demostrar que otra educación es posible, por dar valor, voz e importancia a todos los niños y por creer en todos ellos y ellas. 

4. Mestracris

En la Facultad conocí por primera vez a Maria Montessori. Desde entonces la tengo como gran referente en el campo pedagógico, tanto en el ámbito escolar como en el educativo, dentro del contexto familiar. La historia de Montessori me cautivó desde el primer momento; una mujer que rompió las barreras y expectativas de género cuando se inscribió en una escuela técnica para hombres con la idea de convertirse en ingeniera. 

Más tarde, cambió de idea y empezó a estudiar medicina. Italiana de nacimiento, fue la primera mujer médica y educadora conocida por su filosofía educativa. Sus principios pedagógicos se basan en el desarrollo natural de las aptitudes de los niños por medio de la exploración, el descubrimiento, el juego, la imaginación y la práctica. En procurar buenos materiales y espacios enriquecedores que faciliten el aprendizaje a través de la interacción con el entorno. 

Considero que María Montessori fue, es y seguirá siendo una mujer muy importante en el ámbito pedagógico. Muchas escuelas infantiles hoy parten de los principios Montessori para crear espacios de convivencia y aprendizajes significativos. En casa, muchos padres y madres, optan por querer educar a sus niños con las ideas que María Montessori propuso; considerando la independencia y la autonomía del niño como clave en su desarrollo. 

5. Noemí Supermaestra 

Mi mujer referente es mi madre, ya sé que es un poco típico, pero mi madre es una mujer que se ha hecho a sí misma. Tuvo que dejar de estudiar cuando era muy pequeña para hacerse cargo de sus hermanos y de las cosas propias de una casa. Modista de profesión, se hizo a sí misma. Es creativa y amable, una persona que es “madre” de todo el mundo, siempre pendiente de los demás. Mi madre es mi referente como mujer, porque gracias a ella mi hermana y yo somos personas válidas por nosotras mismas, grandes mujeres preparadas para la vida.

6. Batecsdemestra

Mi mujer referente son dos: las hermanas Agazzi. Rosa y Carolina fueron dos pedagogas italianas, hermanas, que trabajaron en el ámbito de la educación infantil con niños y niñas hasta los seis años de edad. Ellas desarrollaron un método de enseñanza que se basa en la libertad, la espontaneidad, la creatividad y la experiencia personal de los niños y niñas en su día a día. Además, la enseñanza debe cubrir todos los aspectos del niño, basándose en el principio de globalización, dejando al niño que aprenda naturalmente, desarrollando de este modo su autonomía. El papel del educador será el de observar cuidadosamente al niño o niña y ayudarles en aquello que necesiten. 

Tanto las hermanas Agazzi como María Montessori han sido referentes para mí en mi formación como maestra. Intento aplicar esta metodología en mi aula y con los niños, ya que es aquella con la que me siento más cómoda y eso es lo que también quiero provocar en mis alumnos y alumnas. También quiero destacar que me gusta trabajar a partir del amor, el afecto y la ternura. Un niño que te quiere también se siente querido y está preparado para aprender todo aquello que les queramos plantear. 

7. The Big Bag Teacher

Tenemos tantas mujeres que bien podrían ser de referente, de todos los campos, mundialmente conocidas o cercanas a nosotras, de nuestro día a día... Si tuviera que elegir solo una sería difícil, así que destacaría a aquellas que han luchado por una sociedad más humana, más justa, más pacífica e, incluso en algunos casos, menos terrorífica.

Nombraré a Teresa de Calcuta, Jody Williams, Ellen Johnson-Sirleaf, Malala Yousafzai, Nadia Murad Basee Taha, reconocidas con un premio Nobel de la Paz por su labor humanitaria, por lograr la prohibición de minas antipersona, por su lucha por los derechos de las mujeres, por la lucha de la educación de los niños y niñas o por su lucha incesante por erradicar la violencia sexual como arma empleada en guerras y conflictos armados. Mujeres tan diferentes, pero que me inspiran y representan por igual y son para mí, un grandísimo referente. 

Todo mi reconocimiento y gratitud y si se me permite, que este espacio sirva como homenaje a todas ellas, por extensión a TODAS, no solo a las que estas líneas me alcanzan a nombrar.

8. Maestra Koala

Mi mujer referente es mi madre, mujer trabajadora, que me ha enseñado, sobre todo, a saber ponerme en el lugar del otro, a observar con otra mirada y a trabajar para conseguir mi meta, sin importar el camino y los obstáculos. Gracias a ella y a todas las mujeres que están o han estado, de una manera u otra, en mi vida, soy la mujer que soy ahora. 

Pedacitos y retales de mujeres trabajadoras que con sus palabras y gestos han hecho de mí una mujer luchadora, inconformista. Una maestra que mira a sus alumnos y alumnas como me han mirado a mí las mujeres de mi vida.

9. Maestra en marcha

Como docente, la mujer que más me ha influenciado y mi referente ha sido María Montessori, por su actitud, vocación e implicación en la educación, por haber luchado por los derechos de todas las mujeres y por las ganas que tenía y demostraba tener para cambiar el mundo.

Considero que ha hecho aportaciones muy positivas al sistema educativo, como: la autonomía de los alumnos, la importancia de cuidar del ambiente del aula, la implantación del juego como una herramienta educativa más, el fomento de la autoeducación y sus materiales pedagógicos. He aprendido mucho de ella y de su manera de ver el mundo y la educación. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *